jueves, 26 de marzo de 2009

No todo es tan negro


'La Corte Suprema de Justicia de la Nación dejó firme la sentencia que condenó a reclusión perpetua al ex director de Investigaciones de la policía bonaerense Miguel Etchecolatz, en un fallo considerado histórico porque ratifica que las violaciones de los derechos humanos cometidas durante la dictadura militar son parte de un genocidio.
La resolución además confirmó que Etchecolatz debe cumplir la pena en una cárcel común, como lo está haciendo actualmente en un pabellón de máxima seguridad del penal de Marcos Paz.'
Es nuestro deber el ir aprendiendo que no todo es imposible. Pasaron más de 30 años, es verdad, pero aun así es un gran paso para nosotros como sociedad, esta noticia.
Sin dudas, se trata de una buena nueva. Otro genocida condenado. Sigo insistiendo en que lo urgente no nos oculte de la vista lo importante. Es muy importante esta noticia.
Para nosotros, para los que no están, para nuestros hijos y su descendencia.
Es vida.

Gracias Buenas Nuevas!


3 comentarios:

El Gato Vagabundo dijo...

Que bueno que quedó el boliche papá!!!!

Un muy buen camino el que tomaste...

Con respecto a este "señor", bueno, no hay palabras. Por ahi leí alguna vez la frase "somos 30000 menos". No. No estoy de acuerdo.

Somos muchisimos menos. Si calculamos la cantidad de hijos y nietos que nunca han nacido de aquellos desaparecidos,y de los militares y policias asesinados tambien... la cifra es aterradora.

Fué y sigue siendo algo inconcebible.

Las Buenas Nuevas dijo...

Gracias a vos por estar presente!

lius dijo...

Recién terminé de leer un libro sobre los orígenes del castigo, te lo recomiendo leer, lo tradujeron bajo el titulo "Historia de la tortura" de Lewis Lyons, bueno, el tema es que menciona a Nelson Mandela y su "comision de la Verdad y la Reconciliación", no voy a comentar todo, pero sería bueno que lean algo respecto, creo que fué una exelente forma de ralizar una transición lo mas pacífica posible... si ya sé que para los que sufrieron no es lo mas justo, pero si no se le dá un corte, nunca se terminará del todo.
Salute.